El plan de acción consistió en inspección, notificación y en su caso, clausura de desarrollos que no contaban con los permisos ni requisitos para comercializar lotes, casas o inmuebles para venta o renta en zonas de reserva territorial o protegida.

El Ayuntamiento de Benito Juárez, a través de la direcciones de Desarrollo Urbano, Asentamientos Humanos, Protección Civil, Comercio y Servicio en la Vía Pública, y Fiscalización, realizaron un operativo de asentamientos irregulares.

El plan de acción consistió en inspección, notificación y en su caso, clausura de desarrollos que no contaban con los permisos ni requisitos para comercializar lotes, casas o inmuebles para venta o renta en zonas de reserva territorial y/o protegidas.

Cortesía.

La inspección se realizó en diferentes puntos de la ciudad como en la colonia El Pedregal, a lo largo de la Avenida José López Portillo, en la salida a la carretera Mérida-Cancún, en las inmediaciones que llevan desde el ejido de Alfredo V. Bonfil, Avenida Gas auto y Prolongación autopista.

El operativo empezó desde las 8:30 horas partiendo desde la Avenida José López Portillo, a la altura de una gasolinera en la salida a la carretera Mérida-Cancún; y en la Avenida Huayacán con Avenida Kabah.

Participaron un total de 27 inspectores de Protección Civil, Comercio y Servicios en la Vía Pública, además del departamento de Fiscalización, Desarrollo Urbano, Ecología y Secretaría de Desarrollo Territorial Urbano Sustentable (SEDETUS).

Cortesía. 

Las autoridades invitaron a los ciudadanos a acercarse a las áreas de Ecología y Desarrollo Urbano, tanto del Estado como del Municipio, para que se les informe sobre los terrenos regulares con permiso.

Señalaron que el objetivo de la revisión es evitar que siga creciendo la mancha urbana de manera ilegal, ofreciendo lotes en terrenos sin servicios por estar en áreas de reserva del Ayuntamiento o el Gobierno del Estado, frenar la contaminación de los mantos freáticos con desarrollos sin drenaje y facilitar el acercamiento con los desarrolladores a fin  que se regularicen para poder vender.